Cebollitas Pickle o Encurtido o Escabeche



Historia

Su origen se remonta a unos 4.000 años atrás en el norte de la india, se desarrollo una técnica llamada “achar” para conservar al principio pepinos. El proceso consistía en dejarlos en una solución salina o acida (vinagre), esto permitía conservar los alimentos para su uso fuera de la temporada o para los viajes largos, sobre todo por vía marítima.

El encurtido o picklado permite conservar los productos vegetales durante mucho tiempo, y tiene la ventaja de que sus características nutritivas se mantienen.

¿Podrías creer que comer Pickles tienes muchas ventajas?

  • Son desintoxicantes y de alto valor nutritivo (los fermentos bien elaborados contienen folatos y mucha vitamina C).
  • Comer una cucharadita de pickles antes y después del plato principal en cada comida favorece la digestión, ayuda a evitar gases (siempre y cuando la masticación sea la adecuada)
  • Prepara el funcionamiento de la vesícula biliar para la digestión de las grasas pues estimulan la secreción de bilis. También es beneficioso en caso de afecciones del hígado.
  • A nivel energético, los pickles favorecen la concentración, activan el organismo y quitan el sueño.
La mayoría de verduras puede encurtirse, y es divertido experimentar con las menos “típicas” como el zanahorias, brócoli o la coliflor.

Pasos

1
Listo

Preparación

Ponga en el envase de vidrio, las cebollas y los ajíes, luego agregue el vinagre, la sal y pimienta y deje fermentar por unos 4 días, a partir de ahí los puede comer. Son exquisito para comer en los aperitivos o como acompañamientos de las carnes.

anterior
Potaje de Garbanzos, Tomates y Albahaca
siguiente
Garrón de Cordero al Curry Indio