Bollos en Sartén de Fierro



Historia

Bollo, bollo de leche, brioche pan de yema, o suizo, es un tipo de dulce de origen francés, hecho a base de una pasta con huevos, levadura, leche, mantequilla o aceite (400 gramos o más por cada kilogramo de harina) y azúcar. La corteza se dora antes de hornearla obteniendo así su color característico, mientras que la miga es de un amarillo más pálido. Como el pan, suele adoptar múltiples formas, incluso en forma de panes anulares y hexagonales. Es común agregarle pasas al pan como complemento.

En Venezuela cuando se preparan de forma semiesférica se le da el nombre de ambrosiana y además lleva dentro de su masa uvas pasas y frutas confitadas, amén de estar espolvoreado con azúcar glass.

El brioche aparece, como palabra en una impresión de 1404, se cree que se originó de una receta tradicional normanda. Se sirve a menudo como pasteles o como base de un postre, con muchas variantes locales que añaden algunos ingredientes, rellenos o condimentos propios. También se utiliza como complemento al foie gras o en algunos otros platos de carne.

Jean-Jacques Rousseau, en su autobiografía Las Confesiones de 1783, escribe como «una gran princesa» a la que se le dijo que los campesinos no tenían pan, contestó: «Qu’ils mangent de la brioche!», cuya traducción sería «¡Que coman brioche!», frase popularmente atribuida a María Antonieta. El bollo de leche trenzado o brioche tressée es similar al jalá. El panettone es un brioche con forma de campana alta, tradicional en Italia. Incorpora uvas pasas y trocitos de corteza de fruta escarchada.

Pasos

1
Listo

Preparación

Coloque su batidora de pie con un accesorio de gancho para masa.

Vierte el agua tibia en el tazón de la batidora. Espolvorea levadura sobre el agua; agregue azúcar, revuelva y deje reposar hasta que forme espuma, aproximadamente 10 minutos.

Agregue harina, huevo, aceite de oliva y sal al tazón. Batir a fuego lento para comenzar a incorporar ingredientes. Aumente la velocidad a media y mezcle hasta que la masa se acumule en una bola en el gancho.

Engrase ligeramente una sartén de hierro fundido de 10 pulgadas.

Divida la masa en 12 porciones de tamaño uniforme y enrolle en bolas. Organice las bolas en la sartén preparada, 8 alrededor del exterior y 4 en el medio. Cubra la sartén con una toalla de cocina limpia y colóquela en un lugar cálido para que se eleve hasta que duplique su tamaño, de 25 a 30 minutos.

Precaliente el horno a 190 ° C.
Cubra con huevo batido sobre la parte superior de los rollos. Espolvorea pimienta los del centro y orégano lo de los extremos, y agregue el quedo parmesano a todos.

Hornee en horno precalentado hasta que esté inflado y dorado, de 18 a 20 minutos.

Deje que se enfríe un poco antes de servir.

2
Listo

Paso a Paso

anterior
Faláfel o Croquetas de Garbanzos
siguiente
Caviar de Soya