Ensalada ColiNabo
Cocina:
  • Normal

Compartir:

O simplemente puede copiar y compartir esta url

Ensalada ColiNabo



Historia

Los colinabos se llaman Rutabagas en Estados Unidos. En el resto del mundo se les conoce como “swedes”. Esta verdura de raíz ordinaria se cree que tiene su origen en Bohemia en el siglo 17 como híbrido entre el nabo y la col salvaje.

Miembros de la familia de las coles, el colinabo seguido se confunde con los nabos, aunque haya diferencias notables. Los colinabos son más grandes, en parte blancos y en parte morados, con carne color anaranjado cremoso y arrugas cerca del tronco, y con un sabor dulce cuando se tuestan. En cambio, los nabos son blancos con una cabecita morado- rojiza y un sabor a pimienta. Perpetuando la confusión, otros nombres para el colinabo incluyen nabo Sueco y nabo Ruso.

Un vegetal de climas frescos que se guarda bien y fácil, los colinabos se producen primordialmente en el norte de Estados Unidos, Europa, Gran Bretaña y Canadá, requiriendo alrededor de 90 días para llegar a su tamaño completo. Su sabor se enriquece con suaves heladas, que es probablemente como obtuvieron sus apodos europeos, teniendo una proliferación especial en Suecia.

Almendrada y dulce con un ligero sabor a nabo, los colinabos se pueden tostar, saltear, cocer, freír, hervir, machacar y se pueden añadir a sopas y guisados. También se pueden comer crudos como aperitivo o rayado en ensaladas o como ensalada de col. Una mezcla de colinabos machacados, papas, cebollas y zanahorias, sazonados con mantequillas y sal, es un platillo sabrosos y con un efecto caluroso.
El nutriente más significante del colinabo viene de la vitamina C. Una taza contiene 53% del valor diario recomendado, que provee antioxidantes y otras funciones que apoyan al sistema inmunológico para proteger el cuerpo del daño de radicales libres. Aunque los colinabos proveen solo 5% del hierro necesario para sangre saludable en lo cotidiano, la vitamina C eleva su absorción, mientras ayuda a formar colágeno y la hormona tiroidea tiroxina, que protegen a las células contra daños, mejoran la sanación de heridas, combaten infecciones, y promueven huesos, dientes, encías y vasos sanguíneos saludables.

Pasos

1
Listo

Preparación

Mezcle el colinabo rallado fino y el cilantro picado, aliñe con limón, aceite oliva, sal y pimienta.

2
Listo

Paso a Paso

anterior
Plateada al Horno
siguiente
Lonza